La depresión puede llevar al consumo de alcohol y drogas
Salud y bienestar

Las personas que abusan de drogas y alcohol también sufren de depresión

El abuso de sustancias y la depresión en casi todos los países suelen ir de la mano, por lo general las personas que abusan de drogas y alcohol también sufren depresión
Con demasiada frecuencia, las personas consumen drogas o alcohol lo hacen para hacer frente a su depresión o enfermedad mental preexistente. La depresión mayor causa muchos problemas en la vida del individuo y tiene un efecto adverso sobre ellos, sus amigos y familiares también. 
Recurrir a las drogas y el alcohol puede aliviar temporalmente la lucha que acompaña a la depresión clínica, pero este escape temporal solo empeora ambos problemas al final.

Los trastornos concurrentes se identifican durante un tratamiento

Los profesionales de tratamiento por abuso de sustancias identifican cualquier otro factor cuando evalúan por primera vez a un paciente. En el tratamiento de estos otros trastornos, como la depresión severa, el trastorno bipolar y otros trastornos afectivos del estado de ánimo, el tratamiento del abuso de drogas puede ser de gran ayuda. 
Reconocer estos otros factores y tratarlos con precisión puede aumentar en gran medida el éxito en la curación del trastorno por abuso de sustancias y viceversa.

Hay que buscar un profesional que ofrezca un enfoque de tratamiento científico y basado en evidencia, para la rehabilitación de drogas y alcohol. 

Recuperación

La adicción a las drogas junto con la depresión puede crear fácilmente pensamientos negativos en el individuo y estos pueden salirse de control rápidamente. 
Mientras que el adicto se sumerge en pensamientos negativos y resultados adversos en la vida, la recuperación puede parecer imposible. El adicto puede tener pensamientos suicidas hasta un pequeño “caso de tristeza” y es porque xiste un desequilibrio químico en el cerebro.

Leer acerca de :  Como dejar de morderse las uñas

Un modelo social:

Es importante enfatizar que se necesita un enfoque de ‘modelo social’ para la rehabilitación de drogas y alcohol. 
Este enfoque se centra en volver a integrar al individuo en un miembro productivo de la sociedad, confiado y seguro en su recuperación. 

Es importante animar al adicto para que asista sesiones de terapia familiar y grupal para construir una red de apoyo para lograra su recuperación. La rehabilitación por alcoholismo y drogadicción funcionará mejor cuando sea reforzada por familiares, amigos y las personas más cercanas al individuo. 

El tratamiento de la depresión clínica junto con un tratamiento avanzado por abuso de sustancias aumentará en gran medida el éxito en la curación de ambos trastornos.

Noticias de Salud y bienestar