Marte tiene satélite gemelo de la luna
Ciencia y tecnología

Marte podría haber secuestrado al gemelo de nuestra luna


La atracción gravitacional de los cuerpos celestes forma un rastro de cuerpos, este rastro se denomina estela gravitacional. Se cree que Marte podría haber secuestrado al gemelo de nuestra luna luego de observar un asteroide distante detrás del Planeta Rojo.

Los científicos han tropezado con un asteroide muy similar, semejanza que plantea dudas sobre nuestro satélite.
El asteroide se denomina  (101429) 1998 VF31 y pertenece a un grupo de asteroides troyanos que comparten la órbita de Marte.
Un asteroide troyano es un término que normalmente se reserva para los asteroides que orbitan conjuntamente con Júpiter, pero, Neptuno, la Tierra y Marte también tienen ejemplos de esto.

Como fue descubierto el asteroide gemelo de nuestra luna

Utilizando la tecnología de un espectrógrafo del Observatorio Europeo Austral (ESO) llamado X-SHOOTER, que forma parte del Very Large Telescope (VLT) en el desierto de Atacama de Chile, los científicos midieron y compararon cómo la luz solar se refleja en 101429.
Curiosamente, los troyanos L5 y 101429 aparentemente no están relacionados entre sí, pero eso no es todo. El gemelo tuvo una coincidencia espectral más cerca de nuestra luna.

Marte podría haber secuestrado al gemelo de nuestra luna

El astroquímico de AOP Galin Borisov explica: “El espectro de este asteroide en particular parece ser casi hecho de partes de la Luna donde hay un lecho rocoso expuesto, como el interior de cráteres y montañas”.

El equipo no está seguro el por qué. Una posible explicación es que la familia L5 se originó en algún otro lugar lejano, mientras que 101429 es en realidad un ” fragmento de reliquia de la corteza sólida original de la Luna”.

Leer acerca de :  Steve Jobs comparó las computadoras personales con bicicletas para la mente

¿Cómo llegamos a creer que Marte podría haber secuestrado al gemelo de nuestra luna?

El autor principal, Apostolos Christou de la AOP, explica que “El sistema solar primitivo era muy diferente del lugar que vemos hoy” y agrega: “El espacio entre los planetas recién formados estaba lleno de escombros y las colisiones eran comunes. Grandes asteroides golpeaban constantemente la Luna y  otros planetas. Un fragmento de tal colisión podría haber alcanzado la órbita de Marte cuando el planeta aún se estaba formando

Si bien la idea es bastante atractiva, no es la única explicación de la historia de 101429. También es probable que el troyano sea un fragmento de Marte desprendido por un gran asteroide. O tal vez, es solo un pedazo de asteroide que llegó a parecerse a la Luna después de toda la radiación solar que recibió.
Fuente: AOP

Más tecnología